La falsa generosidad de Merkel con las pymes españolas. por Thilo Schäfer

Lunes 10 de junio de 2013
Versión para imprimir de este documento Versión imprimir  Enregistrer au format PDF Versión PDF  Enviar la referencia de este documento por email title= enviar por email

Thilo Schäfer 09/06/2013

Fuente: http://www.lamarea.com/2013/06/09/e…

MADRID // El Gobierno alemán de Angela Merkel se ha dado cuenta últimamente de que la política de austeridad a ultranza no está dando los resultados esperados. En Berlín dicen estar muy preocupados por el alto paro en los países en crisis, especialmente entre los jóvenes, y prometen ayuda.

Una de las vías elegidas para combatir el desempleo en España es hacer llegar créditos a las pequeñas y medianas empresas ya que la banca privada se niega a abrir el grifo de la liquidez. De hecho el propio Banco de España recomienda a las entidades españolas mantener mucha cautela a la hora de conceder préstamos.

Alemania ha anunciado que hará llegar a las pymes españolas mil millones de euros de dinero público. Esta semana el Gobierno de Merkel informó a la comisión de Presupuestos del Bundestag, la cámara baja de Parlamento alemán, de este macrocrédito que saldrá del Kreditanstalt für Wiederaufbau (KfW), un banco público que apoya sobre todo a las pymes alemanas. De los 1.000 millones, 800 serán un préstamo al Instituto de Crédito Oficial (ICO) y el resto se invertirá en fondos para financiar pymes en los que participarán también inversores privados alemanes.

Pero esta ayuda es menos generosa de lo que parece. Aunque el Estado alemán es el garante último de este dinero, el riesgo de posibles impagos por parte de las empresas que se benefician de los préstamos residirá en el ICO y por ende en el Estado español. Es decir que España le garantiza a Alemania la devolución de estos mil millones en caso de que las empresas no se lo devuelvan al ICO. Así lo reconoce el propio Gobierno de Merkel. “Debido a la garantía estatal de España para el ICO, hay poca probabilidad de que tenga que intervenir el Gobierno federal”, se explica en la documentación entregada a los miembros de la comisión de presupuestos, a la que ha tenido acceso La Marea.

De esta forma, Merkel puede tranquilizar a sus votantes de que estos mil millones no van a fondo perdido. “El riesgo para el contribuyente alemán es reducido”, admitió Norbert Barthle, diputado de la Unión Democristiana (CDU) de Merkel, en el diario conservador Frankfurter Allgemeine Zeitung.

La oposición también apoya la medida aunque critica la tibieza de Merkel. “Por fin el Gobierno federal empieza a actuar contra la falta de liquidez en el sur de Europa. Estas medidas llegan tarde y son insuficientes pero son un primer paso”, comenta Manuel Sarrazin, portavoz de Asuntos Europeos de los Verdes en el Parlamento alemán.

El presidente del Partido Socialdemócrata (SPD), Sigmar Gabriel, se quejaba durante una visita a Madrid esta semana de que en Europa se han gastado 700.000 millones de euros en rescatar a la banca y ahora se proponen invertir solo 6.000 millones en políticas para luchar contra el paro juvenil. “Es un escándalo que intenten combatir el desempleo juvenil con estas dosis homeopáticas”.